“Mi Parte En Este Mundo”

Con frecuencia escucho las siguientes preguntas: “¿Cómo sé cuál es mi parte en este mundo?  Como decimos los evangélicos: ¿Cuál es mi llamado?  ¿Cuál es aquella cosa para la que fui creado?”

Para el tiempo cuando trabajaba para la empresa de la tecnología, me di cuenta que, aunque me iba muy bien, no comenzaba el día pensando en cuando sería el momento en el que alcanzaría una posición donde tuviera a cargo cientos de empleados, tener una oficina de cristal que mirase hacia la playa y la habilidad de viajar el mundo representando mi producto o marca.  No!  Pero si, cada día meditaba y preguntaba: “¿Cuándo Dios?  ¿Cuándo vas a usar esos talentos que has puesto en mi vida para la edificación de otros?  ¿Cuándo se harán Tus promesas realidad en mi vida?  ¿Cuándo iré a sentir que estoy siendo cien por ciento útil para Tu obra?”

Los dones de cada persona son individuales.  También son diferentes.  Unos cantan, otros enseñan, otros son administradores, otros edifican, construyen, otros pintan y todos somos uno.  Somos una parte en este gran mundo y fuimos creados con una asignación especial. 

Cada don es una herramienta útil para ser usada; para que otros sean beneficiados.  A la misma vez, nosotros nos beneficiamos de los dones que recibimos de los demás. 

Regocíjese, Dios le ha dado ya las herramientas, junto con el deseo, para cumplir su propósito en la vida.  Comience hoy a ver a Dios extraer de usted los dones que de antemano depositó en el interior suyo para la edificación y el crecimiento de otros.  Es ahí cuando conocerá su parte en este mundo.

El Salmista David expresó, en Salmos 40:8: “Me agrada, Dios mío, hacer Tu voluntad; Tu ley la llevo dentro de mi”

Acerca de Contexto Media Group 3980 Articles
Conciertos, Música, Libros, Eventos y todo lo relacionado al mundo Cristiano.