La vida de un salmista en comunión con Dios

El salmo es una conversación musical entre el hombre y Dios y el salmista interpreta esta conversación. La canción puede venir de Dios hacia el hombre o viceversa.
El salmista debe ser sensible a la voz del Espíritu Santo. Debe ser humilde, poniendo en primer lugar la palabra de Dios que transmite. Su voz, por más privilegiada que sea, debe estar en un segundo plano, al igual que la melodía.
Ser valiente en nuestros tiempos, significa enfrentar los ataques del enemigo de nuestras almas, guerreando en oración. Los salmistas y en general los cristianos involucrados en el ministerio de alabanza y adoración, son frecuentemente atacados en su vida espiritual, es por esto que la valentía debe ser parte de sus características.
La vida espiritual del salmista debe estar en constante comunión con Dios. Esta es la única forma en que se puede ministrar el corazón del Señor en adoración, para recibir profecía.

Acerca de Contexto Media Group 3445 Articles
Conciertos, Música, Libros, Eventos y todo lo relacionado al mundo Cristiano.

Be the first to comment

Leave a Reply